Anita Roddick: ¿Còmo Piensan los Grandes Emprendedores?

Anita Roddick: ¿Un buen emprendedor nace o se hace? ¿Usted què cree?

Un emprendedor se hace, esa es la respuesta. Para ser un buen emprendedor, es necesario tener una idea y apasionarse por ella. Creer realmente en aquello que se hace hasta el punto de superar cualquier dificultad, ser capaz de romper los propios lìmites y no tener miedo de asumir ciertos riesgos, aunque ello implique ser diferente a los demàs. Eso es ser un buen emprendedor.

No es cierto que los buenos emprendedores nacen, sino que para serlo es necesario desarrollar una serie de caracterìsticas y cualidades en las que usted puede trabajar. Jamàs escuche a quièn le diga que usted no tiene caràcter o cuàlidades para ser un emprendedor, seguramente le està trasmitiendo su propia incapacidad de serlo.

Una de las caracterìsticas màs importantes para ser un gran emprendedor es no tener miedo a tomar decisiones y a arriesgar. De hecho, los emprendedores que hacen historia son aquellos que calculan el riesgo y lo asumen con la vista hacia adelante y con el èxito como ùnica salida.

De la idea al proyecto: Caso de Anita Roddick

Uno de los ejemplos de grande emprendedor que màs me han inspirado es la historia de Anita Roddick. No sè si la conoce pero ha sido una de las mujeres que ha revolucionado la historia de la emprenditorìa en el mundo. Roddick, fallecida hace algunos años, es la fundadora de la cadena de cosmèticos The Body Shop, una de las màs importantes no sòlo en Inglaterra, su paìs de origen, sino a nivel internacional.

The Body Shop se caracteriza por un profundo respecto al medio ambiente y a los derechos humanos: estos valores han sido mantenidos durante toda la trayectoria de The Body Shop no solo en cuestiòn de productos sino en lo que a marketing y publicidad se refiere, dando un vuelco al sector sin precedentes.

¿Sabe lo que hay detràs de esta polìtica? La decisiòn valiente de Anita Roddick de no querer ser como los demàs y de defender aquello en lo que realmente creìa.

anita roddickThe Body Shop ha sido la primera compañia que ha prohibido el uso de ingredientes probados con animales y que ha promovido el consumo ètico, de acuerdo con las polìticas de ayuda al tercer mundo.  Ademàs, ha sido la primera compañia de productos de belleza que se ha atrevido a romper el mìtico de la extrema delgadez como sìmbolo de la belleza femenina.

 

Anita Roddick: Riesgos de una empresa

En el caso de Anita Roddick, el riesgo al iniciar su propio negocio era mucho mayor ya que realmente estaba apostando por una idea sin precedentes, nueva y sin garantìas. Anita Roddick no podìa saber el grado de aceptaciòn que una tendencia como la que ella iba a defender tendrìa entre los consumidores, pero estaba talmente convencida de cuàl era su objetivo, que siguiò hacia adelante. De ahì la importancia, como le he dicho en algunas ocasiones, de tener claros nuestros objetivos antes de tomar cualquier decisiòn.

Empresas y negocios: la importancia de la colaboraciòn

Anita Roddick: “Si necesitaba ayuda para hacer algo la pedìa”. En una entrevista, la fundadora de The Body Shop cuenta que èsta empresa naciò como un proyecto con el que poder enriquecer su sueldo como profesora, era solo una fuente màs de ingresos para ayudar a su familia. Anita Roddick habìa viajado por toda Amèrica observando a las mujeres y recogiendo informaciòn sobre ellas: hàbitos, costumbres y productos de belleza, asì que con la idea de vender perfumes se dirigiò a un banco en busca de financiaciòn. Segùn sus propias palabras, el banco le diò el dinero, sin conocer exactamente su idea de negocio pero “lo poco” que le dieron le sirviò para crear un negocio en Brighton en el que vender hasta 25 productos.

Durante los primeros años, como nos ha ocurrido a usted y a mì con nuestros negocios, tambièn Anita Roddick tuvo muchos problemas: desde las quejas de los vecinos que no entendìan el proyecto, hasta la falta de financiaciòn, etc…sin embargo, como la propia protagonista afirma “conseguimos salir adelante” y llegò la idea de la franquicia.

“Ni siquiera sabìa lo que era una franquicia, no conocìa la palabra, pero si necesitaba ayuda para hacer algo, la pedìa. De este modo cuando yo no podìa hacer algo, lo hacìa uno de mis amigos, asì que colaborando unos con otros llegamos a ser màs profesionales”. De esta colaboraciòn naciò un sistema de concesiones muy particular. Para gestionar estas concesiones, Anita Roddick y su equipo, no buscaban a los mejores emprendedores ni a personas con mucha experiencia que pudiera garantizar ventas sino que buscaban personas con una serie de valores humanos coherentes con los de The Body Shop, es decir, activistas de ONGs, voluntarios o profesores a los que, en las entrevistas iniciales se les hacìan algunas preguntas como “ el modo en el que les gustarìa morir, cuàl era su color preferido o el coche del que disponìan”.

Anita Roddick, de este modo, creò no solo una cadena de business sino una comunidad con valores y objetivos muy claros, creo un grupo de trabajo diferente, con un lado humano mucho mayor al que se respira en gran parte de las empresas. “Los negocios tienen el poder de hacer el bien. Es por eso que la Declaración de Principios del Body Shop comienza con el compromiso de dedicar nuestro negocio a la búsqueda de un cambio ambiental y social. Usamos nuestras tiendas y nuestros productos para ayudar a trasmitir temas sobre derechos humanos y el medioambiente”.

Y esta es una apuesta fuera de lo comùn. ¿No cree?

Como le decìa al principio, no es necesario ser excesivamente inteligente, ni rico, ni haber nacido dentro de una determinada familia para ser un buen emprendedor. Jamàs se limite a sì mismo por creencias limitantes de este tipo. Lo ùnico necesario es creer firmemente en su idea y ponerla en marcha. Sin miedo, como hizo Anita Roddick, ella es un ejemplo de lo que significa pensar como un emprendedor.

“Yo quiero relacionarme con gente que se sientan ultrajadas, con la amenaza de las prácticas de las empresas globales, y que, como yo, están buscando soluciones. Pero quiero también decir — y oír, de ustedes — las historias que levantan nuestros espíritus,  que celebran a nuestro planeta en toda su gloria”.

Anita Roddick

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 2.0/10 (1 vote cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)
Anita Roddick: ¿Còmo Piensan los Grandes Emprendedores? , 2.0 out of 10 based on 1 rating
  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Written by

avatar

Co-Fundador y director de www.WebMarketingEmprendedores.com , CEO de Fin Arn srl , emprendedor en distintos negocios online, consultor, creador de diferentes sistemas para generar ingresos pasivos por internet. Amante del marketing por internet ,la formaciòn, la comunicaciòn y las nuevas tecnologìas. “Da el primer paso con fe. No tienes que ver toda la escalera, simplemente sube la primera grada.” Martin Luther King

3 Responses to "Anita Roddick: ¿Còmo Piensan los Grandes Emprendedores?"

  1. avatar Manu dice:

    Cierto, ha sido un ejemplo tambièn para mi. Lo mejor es que ha superado con creces todos sus objetivos iniciales. Me gusta su perfil y su forma de enfocar todo lo que hace.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)
  2. avatar Marta Gimeno dice:

    Es la primera vez que leo sobre esta mujer, sin embargo conozco muy bien su trabajo. Me acuerdo de la primera vez que vi su publicidad, su apuesta por las curvas fue realmente revolucionaria y un alivio para todas las que no cabemos en el 90-60-90. Creo que, como bien dice el artìculo, fue una decisiòn valiente la de mantenerse cerca de las personas normales y dar un vuelco a los cànones de belleza. Yo empecè a comprar sus productos en ese momento.

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

Leave a reply

Acceder con Facebook
Acceder