Perseverancia: Una de las Lecciones Màs Importantes de mi Vida

Perseverancia, en los negocios y en la vida. Una de las lecciones que màs me ha costado de aprender y de poner en pràctica, a lo largo de mi vida como profesional, es la de aceptar una derrota y no rendirme, es decir, volver a intentarlo. La perseverancia.

Creo que el hecho de que mi negocio estè funcionando ahora depende en gran medida de mi perseverancia. Y no siempre he sido asì de testarudo, no se crea, es una caracterìstica de mi personalidad sobre la que he tenido que trabajar duro.

Uno de los primeros trabajos que hice en mi vida fue un trabajo de comercial. Cuando tenìa 20 años me dedique durante un tiempo a la venta de integradores alimentarios, asì podìa sacar algùn dinero para algùn capricho sin tener que pedir nada a mis padres. Al principio me sentìa motivado, sin embargo a medida que pasaban los meses e iba acumulando màs NO  a mis espaldas, mi motivaciòn y mi seguridad empezaron a resentirse hasta el punto que cuando tuve la oportunidad dejè el trabajo para dedicarme a otra cosa y me olvidè de las ventas.

 

¿Còmo es el Perfil de un Emprendedor? La Perseverancia

Años despuès apareciò en mi vida una nueva oportunidad relacionada con el sector de las ventas y, en ese momento aparecieron todas mis dudas. No me consideraba un buen vendedor, debido a mi experiencia anterior y a mi falta de perseverancia, y no se me ocurrìan argumentos para pensar que algo podìa haber cambiado. Hablando con mi padre sobre el tema, mi padre que siempre ha hablado màs bien poco, me respondiò con esta historia:

“Cuando yo era pequeño me gustaba el circo, pero costaba mucho dinero. No habìa tantos espetàculos como en la actualidad y mi padre me llevaba sòlo una vez al año, en Navidad….para mì era una fiesta. Uno de los animales que màs me gustaba era el elefante. Me resultaba realmente impactante la fuerza y la elegancia que podìa llegar a tener ese animal.

perseveranciaTodas las veces, cuando no le tocaba actuar, me fijaba en que el elefante permanecìa quieto sujeto con una gruesa cadena y una estaca de madera enterrada en el suelo. Me parecìa bastante obvio el hecho de que, si querìa, el elefante podìa huir arrancando la estaca sin demasiados problemas y mi duda era: ¿por què no huye? ¿por què no se va?

Era algo que, con mi inoncencia, no conseguìa entender. Asì que intente obtener respuestas de mi padre, de mis tios o de mis hermanos mayores:

-           ¿Por què no huye el elefante?

Muchos no respondìan y,otros, coincidìan en decirme que el elefante no se iba porque estaba amaestrado, a lo que yo respondìa con otra pregunta:

-          ¿ Y si està amaestrado, por què lo encadenan?

A esta segunda cuestiòn nadie consiguiò darme una respuesta satisfactoria para mì, pero obtuve respuesta a lo largo de los años: el elefante del circo no se escapaba porque habìa estado atado a la estaca desde muy pequeño, conocìa su vida sòlo atado a una estaca.

Estoy seguro de que durante las primeras semanas de vida, el pequeño elefante luchò con todas sus fuerzas por soltarse y alcanzar su libertad, pero en esos momentos no tenìa la fuerza necesaria como para liberar la estaca del suelo. Asì, imagino que un dìa, se diò por vencido, se rindiò y aceptò resignado su situaciòn de vida encadenada.

El gran elefante que vemos en el circo no escapa porque ha almacenado en su memoria la idea de que NO PUEDE HACERLO y jamàs ha intentado volver a intentarlo, volver a poner a prueba su fuerza”

 

——————————————————————————————————————————————–

 

La historia que me contò mi padre, y que màs tarde descubrì que era de Jorge Bucay, me hizo pensar en que las situaciones cambian como tambièn cambia mi capacidad y mis potenciales para hacer determinadas cosas. Que no haya podido hacer algo en algùn momento de mi vida, no significa que no pueda hacerlo ahora. Puede que, como en mi caso en el que habìa leìdo varios manuales sobre ventas, perseverancia y psicologìa del consumidor, hubiese aumentado mi competencia como vendedor. La experiencia negativa no tenìa porque repetirse, yo no tenìa pruebas objetivas de que iba a ser asì, solo las creencias limitantes que mi mente habìa desarrollado a partir de una experiencia negativa.

La historia de mi padre junto con las gratificaciones que me diò mi segunda etapa como vendedor me han demostrado que un lìmite puntual no es un fracaso, como tampoco lo es una caìda. Lo importante es  levantarse de nuevo, la perseverancia, y aprender de ello.  En mi caso, lo que bloqueaba mi camino hacia convertirme en un buen vendedor no era un hecho objetivo sino una creencia que yo habìa construìdo y depositado en mi mente a raìz de una experiencia personal.

 

Perseverancia: Los buenos emprendedores se equivocan y vuelven a intentarlo

 

Le hablo en estos tèrminos porque para ser un buen emprendedor es necesario romper con los esquemas y superar sus propios lìmites muchas veces. No conozco a ningùn emprendedor de èxito que haya creado un imperio o generado mucha riqueza sin equivocarse y sin haber ignorado sus propias creencias limitantes, porque todos las tenemos. Todos los emprendedores que han alcanzado sus objetivos han tenido que romper su estaca, como en el caso del elefante, y si no han podido la primera vez han esperado a fortalecerse para intentarlo de nuevo hasta conseguirlo. Han actuado con perseverancia.

perseveranciaSi la mayor parte de los grandes emprendedores que usted y yo conocemos se hubiesen rendido despuès del primer fracaso, o ante el temor a no ser capaces de hacer algo, hoy no serìan quiènes son. Posiblemente serìan trabajadores asalariados con un proyecto frustrado. Con esto no le estoy empujando a dejar su trabajo, si usted trabaja para una tercera persona, lo ùnico que pretendo es que no se de por vencido cuando se caiga una vez ni deje que su mente le juegue malas pasadas. No existe un camino hacia el èxito sin obstàculos, asì que nunca escuche a quièn le prometa lo contrario. Le garantizo que no es posible.

Todos tenemos una estaca que bloquea nuestro camino hacia lo que queremos conseguir. Si usted aùn no ha conseguido liberarse de la suya y, de verdad quiere hacerlo, mejore lo que tenga que mejorar e intèntelo de nuevo. Es cuestiòn de perseverancia y determinaciòn.

 

 

“Nuestra mayor gloria no está en no haber caído nunca, sino en levantarnos cada vez que caemos”, Oliver Goldsmith

VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0.0/10 (0 votes cast)
VN:F [1.9.22_1171]
Rating: 0 (from 0 votes)
  • Facebook
  • Twitter
  • Delicious
  • LinkedIn
  • StumbleUpon
  • Add to favorites
  • Email
  • RSS

Written by

avatar

Co-Fundador y director de www.WebMarketingEmprendedores.com , CEO de Fin Arn srl , emprendedor en distintos negocios online, consultor, creador de diferentes sistemas para generar ingresos pasivos por internet. Amante del marketing por internet ,la formaciòn, la comunicaciòn y las nuevas tecnologìas. “Da el primer paso con fe. No tienes que ver toda la escalera, simplemente sube la primera grada.” Martin Luther King

2 Responses to "Perseverancia: Una de las Lecciones Màs Importantes de mi Vida"

  1. avatar Tere Torres dice:

    Gracias por el cuento, me ha parecido revelador y tiene mucho sentido lo que dices, Claudio. Buen dìa!

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)
  2. avatar E.V dice:

    estoy de acuerdo, creo que la perseverancia es una de las cualidades màs preciosas de un emprendedor y de cualquier persona que se proponga algo en la vida. Es difìcil conseguir algo a la primera, todos tenemos ejemplos en nuestras vidas….por tanto, seguir y seguir….es el ùnico camino. Besos

    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0.0/5 (0 votes cast)
    VA:F [1.9.22_1171]
    Rating: 0 (from 0 votes)

Leave a reply

Acceder con Facebook
Acceder